Cómo se manejan los derechos de autor en Internet

11 Dec, 2020   |   de Nathaly Barazarte   |   Haciendo tu blog

Cuando se sube contenido a la web queda expuesto para que cualquier persona lo tome, pero existen leyes que regulan los derechos de autor en Internet. A pesar que el uso del Internet es global estas legislaciones pueden variar en cada país. También, se diferencian los derechos según el tipo de contenido realizado. En este post voy a desarrollar cada uno de estos puntos para que los tengas un poco más claro.

Los derechos de autor son los que adquiere una persona al crear una obra, ya sea escrita, en imagen o audiovisual. El término se refiere a las facultades de explotación que se le deben reconocer a un autor de una obra original. Los derechos de autor dentro de Internet son los mismos que en el mundo offline, así que cualquier recurso web original es considerado una obra.

Hay que tener claro que original no es lo mismo que novedoso. Cuando se dice que es una obra original se refiere a la forma de representar una idea, no la originalidad de la idea. Este punto lo aclaro porque las leyes referidas a los derechos de autor no protegen las ideas sino las obras.

Dentro del mundo de la Internet los derechos de autor aplican para: animaciones, sonidos, vídeos, música, textos, logos, íconos, gráficos, códigos fuente, entre otros. Desde el momento que el autor realiza su recurso web obtiene la propiedad intelectual sobre su obra y por ende sus derechos. Sin embargo, en algunos países es necesario el registro de propiedad intelectual para poder hacer uso de sus derechos.

¿Qué contiene el derecho de autor?

Los derechos de autor están divididos en su contenido. En primer lugar están los morales, referidos a los no económicos o personales y luego están los patrimoniales, los que señalan el derecho del autor a beneficiarse económicamente de su obra. Los detalles de cada uno de ellos los puedes revisar a continuación:

1. Derechos morales

Son los relacionados con los aspectos de divulgación, reconocimiento y de aspectos más personales relacionados con el autor y su obra. Este tipo de derechos se divide en:

  • Derecho de divulgación: Es la facultad que tiene el autor para decir si publica o no su recurso web y la manera en qué lo realizará.
  • Derecho de paternidad: Es la potestad que tiene el creador en exigir su reconocimiento como autor de su obra.
  • Derecho de revelación y ocultación: El autor puede tomar la decisión de publicar su recurso web con su nombre, un nickname (seudónimo) o desde el anonimato, sin que esto signifique que renuncia a su obra.
  • Derecho de integridad: El creador puede impedir cualquier deformación de su obra que le pueda perjudicar su honor.
  • Derecho de arrepentimiento y modificación: Es la facultad de poder retirar el recurso web de la Internet o de modificarlo.

2. Derechos patrimoniales

Este punto se refiere a los derechos de explotación económica de un recurso web, para que el autor pueda beneficiarse económicamente con su obra. Los derechos patrimoniales se desglosan de la siguiente manera:

  • Derecho de reproducción: Es la facultad que tiene el autor para obtener un beneficio económico cada vez que se copie su obra. Cuando se reproduce o se copia un recurso web sin el consentimiento de su autor se está violando la ley. Como es el caso de las películas, empresas como Netflix pagan todos los derechos para transmitir films y series, en cambio hay páginas que no lo pagan y por eso son cerradas.
  • Derecho de distribución: Es cuando el recurso web es puesto a la disposición del público mediante la venta, alquiler, préstamo u otra forma. El mejor ejemplo de este caso es la distribución de ebooks, ya sea por ventas o regalos.
  • Derecho de transformación: Es la potestad del autor para autorizar transformaciones a su recurso web a cambio de una remuneración económica. Ejemplo de ello son las traducciones de libros o piezas audiovisuales.

Los derechos de autor en Internet son todo un reto

Una de las principales características de Internet es que sirve de ventana para obtener cualquier tipo de información o contenido. La rapidez que ofrecen sus motores de búsquedas es realmente una gran ventaja a la hora de realizar cualquier investigación.

La desventaja de esta facilidad al acceso a la información es que se presta para plagios o el robo de contenidos. La situación marca una alta vulnerabilidad para los derechos de autor. La manera de manejar esta situación es conociendo bien las formas que te ofrece internet para proteger tus obras. Esto va a depender de la plataforma en la que publiques tu recurso web.

Cuando publicas un material en tus cuentas de redes sociales cedes parte de tus derechos a dicha red. Las políticas de utilización de cada una de las redes sociales establecen que todo material que publiques con ellos tiene una licencia no exclusiva, para usar, copiar o distribuir. Además, no están obligados a compartir beneficios económicos, en caso de obtenerlos. Así que ten cuidado con lo que publicas en tus redes.

Por otra parte, Internet te ofrece la posibilidad de proteger tu contenido a través del registro de la propiedad intelectual online. Dicho proceso se puede realizar de distintas maneras, estas son:

  • Registro de propiedad intelectual ante el organismo gubernamental: países como España, México, Brasil y Venezuela cuentan con instituciones encargadas de registrar y velar por los derechos de autor de una obra. Te recomiendo que verifiques la legislación de tu país y aclares cualquier duda.
  • Safe Creative: se trata de una plataforma online de registro intelectual que busca simplificar la gestión de los derechos de autor. Su uso es totalmente online y gratuito.
  • Creative Commons: las licencias Creative Commons te dan la opción de colocar tus obras a disposición de público para que sean usadas bajo las condiciones que tu establezcas. Su uso es gratuito, y lo bueno es que el hecho que apruebes el uso de tus recursos web no es sinónimo de renuncia de sus beneficios económicos.

¿Qué pasa si no respeto los derechos de autor en mi blog?

Al publicar contenidos de otros autores en tu blog es necesario que tengas mucho cuidado. Lo primero que debes saber es si su autor autoriza su uso, de ser así es imprescindible colocar su crédito. De lo contrario, te expones a que:

  • Tu reputación sufra consecuencias muy negativas.
  • Google penalice tu sitio web por plagio.
  • El propietario del contenido publicado te denuncie.
  • El autor solicite una indemnización o el cierre de tu blog. Y en los casos más graves pida la imposición de multas y hasta prisión.

En resumen, el tener mucha información disponible dentro de Internet no nos da la facultad de poder usarla como mejor nos parezca. El respeto a cada autor siempre debe estar presente, no solo porque las leyes así lo digan, sino por razones de ética profesional. Hay que tener presente que los derechos de autor en internet son exactamente los mismos que en la vida offline, así que la facilidad que se tiene ahora para acceder a un contenido no puede confundirte.

Pulsa el botón para navegar en nuestra categoría Haciendo tu Blog, en la que aprenderás cómo hacer tu blog en poco tiempo.

Nathaly Barazarte

Comunicadora Social

Divulgación de los afiliados

Este artículo puede contener enlaces de afiliados. El autor podrá ganar un porcentaje de comisión por cada venta realizada. Lea aquí para más información.

Affiliate Disclosure

This article may contain affiliate links. The author may earn a percentage of commission for each sale made. Read this for more information.

Mensajes Relacionados
El redactor SEO no es un estratega

Es importante conocer su campo y dejar claro que un redactor SEO no es un estratega, sino quien se encarga de redactar el contenido bajo estrategias ya definidas

Smartphones como aliados del blogger

Llevar un blog es para muchos un estilo de vida, quienes lo hacen suelen incorporar sus funciones a su cotidianidad para hacerlo más ameno, eso hace que un teléfono inteligente sea indispensable.

Temas para un blog de estética

Descubre cuáles son los temas para un blog de estética que permiten fidelizar lectores y ganar clientes potenciales.

8 técnicas para mejorar el CTR de tu blog

Si aplicas las mejores algunas técnicas para mejorar el CTR de tu blog, podrás conseguir aumentar tu tasa de conversión.